Arxiu de la categoria: Cooperació internacional

Periodismo de datos, ¿nos sirve a las ONG?

b
El periodismo de datos puede ser una buena manera de responder a las necesidades de las ONG en transparencia, rendición de cuentas e incidencia política. ¿Por qué no ser aliadas de periodistas especializados en visualización de datos y multimedia?

Entre los objetivos de las entidades sociales se encuentra la incidencia política, pero también el rendir cuentas y ser transparentes con las personas socias y simpatizantes.

El periodismo de datos puede ser una buena manera de responder a estas necesidades. Y en este sentido periodistas y ONGONG y periodistas, pueden y deben ser grandes aliadas. ¿Por qué no trabajar conjuntamente?

Las entidades tenemos datos contundentes para dar argumentos sobre las causas y no sólo las consecuencias de la pobreza y el hambre en el mundo, del cambio climático, de las deudas ilegítimas, de la vulneración de derechos humanos en las fronteras, etc. Además tenemos fuentes de información, son nuestras entidades socias  del Sur, nuestros expatriados, nuestro personal voluntario, etc. Y por supuesto, tenemos historias humanas, el ingrediente esencial que reivindican los y las periodistas.

Por su parte, los periodistas especializados en visualización de datos y multimedia tienen herramientas para convertir nuestros informes, bases de datos y fuentes de información en estudios y reportajes de investigación con capacidad para incidir en aquellos que toman decisiones, y para garantizar la rendición de cuentas y la transparencia.

La semana pasada el DevreporterNetwork impartió en Barcelona un taller para técnicos de entidades sociales y periodistas sobre “Investigación y reportajes a partir de bases de datos”, en él se presentó el proyecto Ayudaaldesarrollo.es, resultado de cuatro meses de trabajo por parte de un equipo de ocho personas que se propusieron investigar periodísticamente cómo afectan los recortes a la cooperación española. Compartimos la presentación que Jesús Escudero utilizó en el taller, con algunas claves e ideas para llevar a cabo un proyecto de este tipo.

También se presentó Migrants’ Files, un proyecto de periodismo de datos impulsado por un grupo de periodistas europeos para calcular y reportar con precisión las muertes de migrantes que buscan refugio en Europa y que cuenta con el apoyo de ONG que trabajan en esta materia.

¡Actúa!
Encuentra más información en la devreporter network, una red transregional de periodistas, universitarios y profesionales de la comunicación de la solidaridad internacional que pretende favorecer un intercambio continuo entre los participantes, para trabajar el desmantelamiento de estereotipos y la decodificación de la información.

————————————————————
La imagen es de infocux Technologies en Flickr
Artículo publicado en Canalsolidario.org.

Anuncis

¿Cómo ayudar a grupos y personas vulnerables en emergencias humanitarias?

hdc2
Cada año, millones de personas padecen las consecuencias de los conflictos y desastres, pero el impacto es mayor en niños, personas mayores o discapacitadas, mujeres embarazadas, etc. ¿Quieres saber cómo trabajan las agencias y ONG con estos colectivos para potenciar sus capacidades?

No todas las personas de una población afectada por un desastre pueden disponer, de igual modo, de recursos ni disfrutar de las mismas oportunidades. No debemos olvidar que cualquier persona tiene capacidades para afrontar una situación de emergencia, aunque algunas encuentran más obstáculos y dificultades para acceder a la asistencia humanitaria.

Las consecuencias de un desastre o conflicto serán distintas en cada persona según variables como la edad, el origen étnico, el género y la afiliación política o religiosa. La guía Una mirada hacia los colectivos vulnerables: personas mayores y personas con discapacidad en la acción humanitaria del Instituto de Estudios sobre Conflictos y Acción Humanitaria (IECAH), entre otros objetivos, pretende “impulsar la mejora de la acción humanitaria mediante la difusión y la formación para hacer más eficaces las actuaciones en este ámbito”.

Vulnerabilidad y capacidad en una emergencia humanitaria
Según el IECAH, la vulnerabilidad hace referencia a “las personas especialmente sensibles a las consecuencias de los desastres –naturales o causados por el hombre- así como a los de los conflictos armados. Los individuos son o pasan a ser más vulnerables a los desastres como resultado de una suma de factores físicos, sociales, políticos y ambientales”. La suma de estos factores junto con un determinado contexto provoca una mayor vulnerabilidad en la sociedad.

Con el fin de proteger a aquellas personas que se enfrentan a riesgos particulares, es probable que se requieran medidas específicas para protegerlas. Sin embargo, con el fin de lograr una mayor eficacia en la respuesta humanitaria, para el IECAH “resulta de vital importancia entender las capacidades de las personas más vulnerables” de tal modo que puedan contribuir de manera activa durante la emergencia y en fases posteriores.

¿Quién y cómo trabaja con grupos vulnerables?

Destacamos algunos de los manuales, guías y directrices que ha recopilado el IECAH, ¡pero todavía hay muchos más!:

>> Niñas y niños: La protección de los niños contra la violencia, la explotación, el abuso y la negligencia es una prioridad urgente para todas las personas que trabajan en situaciones de emergencia humanitaria. Los estándares mínimos para la protección de niños y niñas en situación de emergencia de UNICEF tienen como objetivo garantizar la protección real de los y las menores y facilitar la coordinación entre todos los actores involucrados.

>> Mujeres refugiadas: La Directrices sobre la Protección de Mujeres y niñas refugiadas del ACNUR van más allá de las nociones tradicionales de protección, haciendo hincapié en las necesidades de atención legal y física de las mujeres, niñas y jóvenes refugiadas.

>> Personas mayores: son las grandes olvidadas de la acción humanitaria, según un estudio de HelpAge sólo un 1% de la ayuda humanitaria está destinada a las personas mayores y a las personas con discapacidad. Entre muchos otros documentos e informes, Helpage ha publicado la guía Proteger a las personas mayores en las emergencias: guía de buenas prácticas. Es un documento breve pero bien estructurado que abarca diferentes áreas de la respuesta humanitaria, las personas mayores son consideradas como un actor activo en el desarrollo e implementación de soluciones.

>> Personas con algún tipo de discapacidad: en general, tienen menos capacidad para trabajar y generar ingresos pero pueden aportar mucho a la comunidad. Handicap International trabaja en situaciones de emergencia con personas discapacitadas y otros colectivos vulnerables, ha elaborado una guía para atender de manera inclusiva a personas con discapacidad o lesionadaspara asegurar su participación en el plan de emergencia.

>> Personas con VIH/sida: El Comité Permanente entre Organismos (IASC) ha publicado las Directrices para las intervenciones contra el VIH/SIDA en situaciones de emergencia para ayudar a las personas y las organizaciones en sus esfuerzos para hacer frente a las necesidades de las personas que viven con VIH/sida y se enfrentan a situaciones de emergencia.

>> Desplazamientos forzados: La guía Integrated Humanitarian Assistance Support to Internally Displaced Persons and Other Vulnerable Groups del USAID tiene como objetivo disminuir los problemas de desplazamiento de comunidades indígenas o afrocolombianas en Colombia a través de la creación de capacidades sociales y la movilización de recursos públicos y privados.

¡Actúa!

En la Guía ONG de Canalsolidario.org encontrarás muchas entidades que trabajan con colectivos vulnerables dentro y fuera del Estado español. ¡Encuentra la tuya y colabora!

¿Quieres trabajar en acción humanitaria y cooperación? Infórmate antes: Quiero ser cooperante: ¿Por dónde empiezo?

En la Guía ONG de Canalsolidario.org encontrarás muchas entidades que trabajan con colectivos vulnerables. ¡Encuentra la tuya y colabora!
Además, en hacesfalta.org puedes encontrar oportunidades de voluntariado sobre la temática.¡Encuéntrala!

Consulta la guía Una mirada hacia los colectivos vulnerables: personas mayores y personas con discapacidad en la acción humanitaria del IECAHy comparte con nosotras tus reflexiones.

——————————————————————–

Imagen: DFID – UK Department for International Development en Flickr.
Artículo publicado en Canalsolidario.org.

#Fscat2014: del 0,7% a los movimientos sociales actuales

FSCAT
El fin de semana asistimos al III Fòrum Social Català y tuvimos la oportunidad de escuchar a Arcadi Oliveres y David Fernández, ambos representantes de la memoria y el presente de las luchas sociales en Catalunya. ¡Aprendimos un montón!

El Foro Social Catalán 2014 (#FSCat2014) tuvo lugar el fin de semana pasado en Barcelona para ofrecer un espacio de reflexión, encuentro y confluencia entre la ciudadanía y los movimientos sociales, para proponer, un año más, otro mundo posible ante un modelo capitalista que día tras día profundiza en sus políticas neoliberales expoliando los recursos de la sociedad civil europea y de los pueblos de los países más empobrecidos.

El sábado por la mañana tuvo lugar el taller organizado por el CEMS “Los movimientos sociales como constructores de un relato contrahegemónico: del 0,7% al 15M pasando por los movimientos alterglobalización. ¿Qué ha pasado los últimos 30 años?”. En este debate participaron Arcadi Oliveres y David Fernández, que representaban respectivamente la memoria ​​y el presente de los movimientos sociales en Catalunya.

El taller se enmarcaba en la llamada “crisis de la transición”, como se afirma en el Cuaderno Cambio de época. ¿Cambio de rumbo? deCristianisme i Justícia estamos viviendo “una tensión entre ‘vieja’ y ‘nueva’ política, donde lo más preocupante es la tozudez de la primera por negar o por no escuchar las demandas de regeneración de la segunda”. Oliveres y Fernández explicaron el impacto de diferentes luchas sociales y su importancia en la creación de el relato contrahegemónico que sostiene esta nueva política.

Arcadi Oliveres, incansable militante y referente para varias generaciones, explicó el nacimiento de la cooperación internacional al desarrollo en Catalunya y en el Estado español. A partir de la propuesta de Naciones Unidas de transferir el 0,7% del PIB de los países ricos a los empobrecidos, diferentes entidades comprobaron que España estaba a una décima parte, el 0,07%, y empezaron a fraguar una campaña de incidencia dirigida a los parlamentarios para conseguir ese objetivo. “En un plazo razonable pero breve llegaremos al 0,7%”, dijeron los diputados cuando por fin se empezaron a aumentar las partidas en cooperación. En los mejores momentos de las Políticas Públicas de Cooperación del Estado español se ha llegado al 0,32%, aunque hoy nos situemos de nuevo cerca del 0,1%.

Recientemente, la UNESCO ha actualizado el 0,7% y afirma que para contribuir al desarrollo de los países pobres esta cifra debería representar un 6% del PIB de los países ricos. Decía Oliveres que “la campaña social se ha trasladado al mundo de la utopía”, pero acto seguido se rectificaba a sí mismo para afirmar que se podría llegar a este 6% de justicia social con cinco medidas concretas que deben adoptar los gobiernos: trasladar el dinero de los paraísos fiscales a sus países de origen para que tributen allí; grabar las operaciones especulativas con la famosa Tasa Tobin; bajar un 5% el gasto militar de todos los países durante 5 años; favorecer las remesas de inmigrantes con políticas de promoción del empleo y la contratación y mantener las Políticas Públicas de Cooperación.

Para finalizar, el profesor de Economía de la UAB explicó que la campaña del 07% ha sido el germen de muchas otras iniciativas vinculadas a la solidaridad internacional como las campañas de abolición de la deuda externa, anti OTAN, de objeción fiscal y militar, de prohibición de las minas antipersonas, de comercio justo y consumo responsable, etc., y de otras propuestas como el Observatorio de la Deuda y la Globalización.

Por su parte, David Fernández, lúcido y tenaz como es habitual, empezó su intervención destacando el rol del Foro Social Mundialy el Fòrum Social Català por crear redes entre luchas que durante el siglo XX y principios del XXI habían estado compartimentadas, “hemos conseguido un relato contrahegemónico”, afirmaba. Hoy existe ya una nueva conciencia colectiva con recetas alternativas que se están construyendo a través de espacios liberados por la acumulación de muchos esfuerzos. En Catalunya destacaba, por ejemplo, la gran labor de la PAH, la ILP de renta básica, la Xarxa d’Economia Solidària o los diferentes medios de comunicación alternativos.

El diputado catalán reflexionó también sobre el rol del Parlamento, un espacio formal e institucional que no sustenta el poder real, el que está en manos de las élites empresariales. Sin embargo, remarcó que muchas reivindicaciones sociales que se dan en los barrios han conseguido importantes cambios legislativos en la Cámara catalana, como la prohibición del fracking y las pelotas de goma o la futura ley antidiscriminación LGBT.

Finalmente hizo hincapié en que “tenemos que demostrar que otro mundo es posible en nuestra vida cotidiana”. Explicó que podemos escoger entre ir a comprar a Mercadona o a cooperativas, consumir mass media o prensa y editoriales alternativas, poner nuestro dinero en el BBVA o en cualquier iniciativa de banca ética, etc., porque “mientras no podamos cambiar el modelo tenemos que ir construyéndolo desde la base”. Nos gustaría resumir su intervención con un pensamiento de Santiago Alba Rico, que él mismo citó: “tenemos que ser económicamente revolucionarios, institucionalmente reformistas y antropológicamente conservadores”.

¡Actúa!

Defiende la cooperación internacional al desarrollo que sí vale la pena hacer. Entra en la web de laCONGDE, de la FCONG, o de tu coordinadora provincial o regional e implícate. ¡No dejes que desmantelen las Políticas Públicas de Cooperación!

Implícate con alguna entidad de tu barrio o movimiento social que luche por una vida más digna para todos y todas. En la Guía ONG puedes encontrar muchas entidades.

Y recuerda, ¡tú también cuentas para cambiar el mundo!

——————————————————————–

La imagen es de Luzzatti en Flickr
Artículo publicado en Canalsolidario.org

100 días después: ¿cómo estamos ayudando a Filipinas?

thumb.large.muHemos hablado con expertas en cooperación y acción humanitaria para abordar la situación actual en Filipinas desde el punto de vista de la reconstrucción, el trabajo sobre terreno y la comunicación de lasONG, el rol de los medios de comunicación y los aprendizajes hechos en Haití a tener en cuenta.

Esta semana se cumplen 100 días después del paso del supertifón Haiyan en Filipinas. Muchas ONG siguen trabajando en el país, de la mano del gobierno y agencias internacionales; y es que el desastre, causado por un fenómeno meteorológico pero agravado por la fuerte vulnerabilidad del país, ha afectado a más de 16 millones de personas de las cuales cuatro millones continúan desplazadas. Hemos hablado con Francisco Rey, Chiara Saccardi, Monste Santolino y Iolanda Fresnillo sobre la situación del país desde diferentes ópticas.

Francisco Rey, codirector del Instituto de Estudios sobre Conflictos y Acción Humanitaria >> ¿Cómo valora el trabajo humanitario y de reconstrucción de estos tres meses en Filipinas? La respuesta humanitaria al tifón Haiyán ha seguido el patrón de desastres anteriores: cierto caos inicial, confusión en las primeras evaluaciones de necesidades iniciales y evaluación de daños… pero en poco tiempo la respuesta meramente emergencista pudo funcionar con bastante eficacia y se mejoraron los indicadores en muy poco tiempo. Es destacable la paciencia y comportamiento ejemplar del pueblo filipino. Y de las organizaciones locales y el propio gobierno filipino. Junto a estos aspectos positivos, lo relativo a los compromisos internacionales en materia de rehabilitación también, lamentablemente, ha seguido patrones conocidos: promesas incumplidas, respuesta a los llamamientos de Naciones Unidas sólo al 44% y olvido de que las necesidades continúan. Y en este sentido es especialmente criticable la escasa respuesta de la cooperación pública española en un país que teóricamente es prioritario para España.”

Chiara Saccardi, Responsable del Equipo de Emergencia de Acción contra el Hambre >> ¿Cuáles son las necesidades actuales en el país? Hay zonas que han sido golpeadas de diferente manera, por eso es importante identificar cuáles son las necesidades concretas de cada población. En las zonas más alejadas todavía es necesario que llegue correctamente el suministro de agua y los alimentos. En estos momentos estamos finalizando las últimas distribuciones de emergencia (principalmente alimentos y kits de higiene) y trabajando en la restitución de los servicios esenciales, en el restablecimiento de mercados y medios de vida, en el apoyo nutricional y psicosocial y en la cobertura de acceso al agua y al saneamiento en los centros de evacuación y los refugios particulares. Además, lo que ahora es más importante a nivel global es la reconstrucción de las casas. Ayudar a la población filipina a recuperar su trabajo inicial y que se puedan también activar los mercados locales. Sobre todo los sectores más afectados fueran las pesca y el cultivo del coco. >> ¿Como se está organizando la sociedad civil para afrontar la situación? Este es el punto más importante diría yo, la sociedad civil está haciendo un trabajo ejemplar. Es un trabajo volver a la normalidad, pero están luchando y trabajando para ello. Es una sociedad absolutamente activa que intenta hacer lo máximo q puede con los medios que tiene. Y es así tanto a nivel individual como también por parte del gobierno porque también se ha volcado mucho en la reconstrucción y de responder a esa emergencia.

Montse Santolino, responsable de comunicación de la Federación Catalana de ONG >> ¿Cómo han gestionado las ONG y medios de comunicación la información sobre el tifón en estos tres primeros meses? La crisis humanitaria de Filipinas se mantuvo escasamente una semana en portada. Aunque una catástrofe natural es noticiable per se, la cobertura de crisis humanitarias está rutinizada, son coberturas más o menos estándar, aunque hay factores que pueden ayudar a que se mantenga el interés: la magnitud de la crisis, si hay corresponsales en la zona o si es rentable enviar a alguien, la relación histórica o cultural con el país afectado, directamente relacionado con la presencia de ONG etc. En el caso de Filipinas, y aunque la Aecid mantiene oficina allí, no es un país donde haya muchas ONG, al menos catalanas. Los mecanismos que se activan en los medios y los departamentos de comunicación de las ONG que trabajan la acción humanitaria son similares. El periodismo internacional es un periodismo emergencista, que sólo atiende a crisis, y las ONG activan de inmediato sus campañas para la donación, proporcional a la atención mediática, retroalimentándose mutuamente. Aunque los días y semanas posteriores a las emergencias, las ONG disponen de más y mejores informaciones para la comprensión de lo sucedido, suelen quedarse en las webs y los blogs propios porque en los medios las coberturas cada vez más cortas, y las informaciones cada vez más previsibles y superficiales, cometiéndose los errores habituales: escasa contextualización, poca o nula visualización de las organizaciones filipinas, y representación de las poblaciones afectadas como víctimas impotentes. En ocasiones las emergencias “despiertan” el interés por el país, pero en el caso de Filipinas, el reciente acuerdo de paz para la autonomía de una de las regiones del país después de un largo conflicto, apenas ha tenido cobertura.

Iolanda Fresnillo, investigadora experta en Haití y responsable del proyecto Haití otros terremotos >> Todavía queda mucha reconstrucción, ¿qué deberíamos aprender del trabajo en Haití para no repetir errores? Estando en Haití y preguntando a personas de la sociedad civil haitiana sobre los aprendizajes del proceso vivido desde 2010, hay tres cuestiones que se repiten insistentemente: la falta de coordinación entre ONG, agencias oficiales de cooperación e instituciones locales ha continuado después del caos que caracterizó las semanas posteriores al seísmo; a ello hay que añadir la falta de participación tanto de autoridades locales (el Estado haitiano o los municipios) y de la sociedad civil local en la definición de las estrategias de reconstrucción. Las redes sociales existentes, movimientos sociales locales, han sido ignorados, de forma que muchas de las grandes ONGinternacionales han impuesto su agenda, en un proceso que ha derivado en una fuerte desmovilización social, con una falta total de un plan de ruta hacia la reconstrucción que abordase esas causas estructurales de tanta destrucción; en definitiva, la falta de transición de la ayuda de emergencia a una estrategia de largo plazo, generada por y para los haitianos. A ello hay que añadir como organismos internacionales, empresas multinacionales y gobierno haitiano están utilizando el proceso de reconstrucción para profundizar estrategias neoliberales.

———————————————————————

No te pierdas el especial informativo Emergencia en Filipinas de Canalsolidario.org con informaciones y recursos para pasar a la acción.

También puedes consultar estos Documentos relevantes sobre inundaciones y catástrofes naturales:

Documento publicado en 2008 por ALNAP, que identifica las principales lecciones aprendidas de las agencias humanitarias en respuesta a las inundaciones. Libro Inundaciones.

Aprendiendo de anteriores operaciones de emergencia y recuperación, 2008 Provention Consortium, ALNAPAECIDIECAH.

Noticia publicada en Canalsolidario.org

La imagen es de Mans Unides en Flickr

Continua llegint

“El asistencialismo nos da una solución a corto plazo pero no es nunca la solución del problema”

francesc

Hablamos con Francesc Mateu, director de Oxfam Intermon en Catalunya, sobre el último informe de OI ‘Gobernar para las élites’, pero también del balance que hace la ONG de su participación en el Foro de Davos, de la pobreza en España y del rol de las ONG y la ciudadanía ante esta situación.

Las 85 personas más ricas del planeta tienen la misma riqueza que las 3.570.000000 personas más pobres, y las 10 personas más ricas en Europa tienen una riqueza superior a la suma de todas las ayudas estatales a la crisis desde el 2008. España no se queda corta, el informe denuncia que la brecha salarial en nuestro país se ha disparado desde el inicio de la crisis y pronostica que, a este ritmo, dentro de 10 años el 20% de los españoles más ricos ganará 18 veces más que el 20% más pobre.

“Esta desigualdad extrema esta minando la democracia y esta secuestrando el beneficio mayoritario”, esto es lo que denuncia Oxfam Intermon en su último informe Gobernar para las élites. Secuestro democrático y desigualdad económica. Sin pelos en la lengua, la ONGexigió al Foro de Davos que legisle urgentemente para revertir la situación. El evento se celebró entre el 22 y el 25 de enero y acogió a los empresarios e intelectuales más influyentes y a los líderes políticos internacionales, para analizar los problemas más apremiantes que enfrenta el mundo.

Hemos entrevistado a Franscesc Mateu, director de Oxfam Intermon en Catalunya, para comentar con él el alcance que ha tenido el informe y otros hechos preocupantes vinculados con la desigualdad dentro y fuera de nuestro país.

>> ¿Cuáles son vuestras expectativas después de presentar las ‘bases de la fiscalidad del siglo XXI’ en Davos? ¿Habéis percibido algún gesto esperanzador en el Foro?
Los pasos habrá que darlos sí o sí, de lo contrario no hay salida, ahora bien, si la esperanza la tenemos a medio o corto plazo ya es más opinable. El Foro de Davos ya entendió el año pasado que tenía que dar pasos y desde Oxfam Intermon, pero sobre todo también desde muchas otras entidades, hace tiempo que trabajamos en esta dirección y lo seguiremos haciendo, es que de otra manera no podremos revertir la situación, no tendremos solución.

Por otra parte, creo que todavía es pronto para percibir algún gesto de los integrantes del Foro, lo que sí hemos visto es que, fruto del trabajo de todas estas organizaciones, el grito ha llegado fuerte a Davos. Y esto es el primer signo de esperanza. Con nuestro informe, y con muchas otras propuestas de entidades, el mensaje de que es necesario luchar contra la desigualdad se ha hecho oír.

>> Ha llegado fuerte a Davos y también a todos los rincones de España a través de los medios de comunicación…
Sí, ha sido un éxito que es fruto de muchos pequeños éxitos de muchas organizaciones. El informe ha sido oportuno en un momento oportuno pero no hay que olvidar todo el trabajo colectivo que hay detrás y que hace que en un momento determinado se consiga este tipo de impacto mediático.

>> Después de la presentación del informe, hemos visto reflexiones en algún medio del tipo “los más ricos del mundo no son ricos gracias a que haya millones de pobres”, ¿cómo lo ve?
Estas declaraciones la verdad es que no son una gran sorpresa. Hay gente que lleva años diciendo “ustedes ocúpense de los pobres y dejen en paz a los ricos” pero es que hemos descubierto que la riqueza del mundo es una y la lucha por la justicia pasa por repartirla y por visibilizar que si uno tiene de menos es consecuencia de que otro tiene de más. Evidentemente, porque un rico deje de serlo no solucionamos el problema. El problema es aquello que ha permitido a ese rico llegar a serlo tanto y esto es lo que queremos cambiar.

>> ¿Qué hemos hecho mal como sociedad en el Estado español para pasar, en sólo unos años, a ser el segundo país con más desigualdades de Europa?
Esta situación no viene del momento actual, sino de épocas anteriores. En los mejores años de la bonanza económica en el Estado español no se destinó lo suficiente en servicios sociales, había más volumen de inversión que en la actualidad porque el presupuesto era mayor pero no era proporcional a las necesidades; además no se trabajó estructuralmente para eliminar la desigualdad de fondo y evitar la pobreza. Ahora estamos pagando las consecuencias de la dejadez de ese momento, que ha provocado que seamos el segundo país de Europa dónde el crecimiento económico ha sido más desigual entre la ciudadanía, aunque no seamos el más pobre.

>> Hay quienes piensan que dar marcha atrás a las reformas ahora significaría más crisis y menos competitividad en nuestro país, ¿qué les diría?
Es un mensaje dominante con una premisa dominante “no tenemos otra solución”, pero como nosotros sabemos que sí hay otra solución debemos trabajar para ello. Entonces, si la premisa no es verdadera la consecuencia no puede serlo. En nuestro caso, en un país donde la evasión y la elusión fiscal superan con creces el volumen de lo recortado la premisa deja de ser universal, y por tanto la solución deja de ser universal y lógica. No sólo pasa en el Estado español, pero la situación aquí requiere un acuerdo internacional donde luchemos en todos los frentes contra esta fiscalidad desigual, los paraísos fiscales, los salarios indignos, etc. Pero también es cierto que localmente tenemos bastantes más opciones de las que se han puesto encima de la mesa para evitar llegar a la situación de crisis que tenemos actualmente.

>> Ante la situación que se está viviendo en España ya son algunas las ONGD que están empezando a trabajar aquí. ¿Cuál es la estrategia de Oxfam Intermon en este sentido? ¿Más incidencia o también atención directa?
Oxfam Intermon no hace atención directa en ninguna parte del mundo, sólo acción humanitaria, por tanto no tendría sentido que se hiciera aquí. A pesar de ello, pensamos que la situación de crisis y pobreza en casa supone una oportunidad inigualable para poder explicar lo que estamos haciendo fuera. Y especialmente, es una oportunidad inigualable para explicar que el asistencialismo nos da una solución a corto plazo pero no es nunca la solución del problema, esto es lo que hemos aprendido las ONGD a lo largo de muchos años trabajando en otros países, lejos de la ciudadanía de aquí. Es muy importante para Oxfam Intermon, pero también para cualquier otra ONGD que tenga experiencia y madurez, explicar que las estrategias de abordaje de la pobreza no pasan sólo por el asistencialismo, sino por atacar las causas que la generan.

>> Ante este panorama… ¿las ONG deberíais trabajar unidas para ser más fuertes y evitar duplicidades? ¿Y con los movimientos sociales?
Esta es la pregunta trampa –sonríe Francesc. Las ONG en muchas ocasiones ya han trabajado unidas, o como mínimo, han trabajado en el mismo bando. El problema no está en las duplicidades, aunque sean pocas siempre se puede ser más eficiente, sino en cómo revertimos la situación cuando la mayoría de la ciudadanía no está siendo consciente de qué puede actuar para cambiar las cosas.

Respecto a los movimientos sociales, tenemos que tender puentes pero sobre todo tenemos que ser conscientes y tener claro cómo podemos llegar a esa parte de la ciudadanía y convencerla que se debe generar un cambio. Trabajar unas contra otras no tiene sentido, se trata más bien trabajar de forma complementaria, para conseguir que esa parte de la población entienda que su actuación también es necesaria.

>> Entonces, como ciudadanía, ¿cuál debería ser nuestro rol ante esta situación?
Como ciudadanía la primera cosa que tenemos que hacer es mentalizarnos que la situación ha cambiado y que hay que arremangarse ya que las soluciones que hemos dado hasta ahora ya no sirven. Tenemos que hacer un poco más de esfuerzo y dedicar más tiempo a la lectura y la reflexión para poder llegar a una conclusión sobre cuál debe ser nuestro rol de ciudadano aquí. Habrá que estar más en la calle, también empezar a repensar nuestro tipo de consumo y en general reflexionar más sobre el impacto de nuestras acciones y actitudes en nuestro alrededor. La situación ha hecho que sintamos un poquito más de incomodidad y que tengamos que estar más pendientes del contexto que nos rodea.

>> Y las empresas, ¿deberían tomar cartas en el asunto? ¿Tiene esperanza?
Esperanza siempre tengo y, por supuesto, las empresas tienen que tomar cartas en el asunto. La situación de las pequeñas y medianas empresas es muy diferente a la de las grandes, pues muchas veces tienen dificultades para mantener ese rol social y en este sentido sólo les pedimos justicia social y salarios dignos. En cambio, las grandes multinacionales tienen que hacer un cambio importante. El otro día leía en un informe de Justícia i Pau que la mitad de las transacciones financieras de las grandes empresas pasa por los paraísos fiscales. Aquí tenemos un grave problema porque hay empresas que están sometiendo la población a chantaje y esto no podemos aceptarlo porque es la causa de la pobreza de muchísima gente.

¡Actúa!

Lee el informe Gobernar para las élites. Secuestro democrático y desigualdad económica. También puedes echar un vistazo a esta síntesis del mismo.

Comparte con nosotros y con Franscesc Mateu tus opiniones, puedes hacerlo a través de los comentarios de esta noticia o bien a través de Twitter en @Frmat y @Canalsolidario.

Lee más noticias en Canalsolidario.org sobre activismo y pobreza y pasa a la acción.

———————————-

En la imagen Franscesc Mateu (Foto cedida por Francesc Mateu)
Entrevista publicada en Canalsolidario.org

Acabar con el hambre… ¡está al alcance de nuestras manos!

thumb.large.food

Oxfam Intermon ha publicado el informe ‘Acabar con el hambre está al alcance de nuestras manos’, en él define la lacra del hambre como un problema global, con causas comunes y soluciones globales, que necesita de una movilización de todos y todas. ¡Podemos derrotarla, manos a la obra!

En el informe Acabar con el hambre está al alcance de nuestras manos Oxfam Intermon pronostica que el objetivo de reducir a la mitad el hambre en el mundo en el año 2015 no se cumplirá si los gobiernos, los ciudadanos y las empresas no se ponen a trabajar por la causa.

En este artículo destacamos algunas de las informaciones textuales que contiene el informe.

1.- El problema del hambre
Según los datos más recientes publicados por Naciones Unidas, 842 millones de personas sufren hambre crónica en el mundo, de los cuales 827 millones están en países en desarrollo.

En cifras globales, el hambre no va a peor. Los esfuerzos realizados por muchos gobiernos y la comunidad internacional han dado sus frutos y en muchos países se han realizado importantes avances, pero esos avances son infinitamente lentos.

La mayor parte de las personas que padecen hambre, 552 millones, se encuentra en la región de Asia Pacífico, (13,5% de su población). Pero África Subsahariana presenta la peor situación en proporción a la población: el hambre afecta a 223 millones de personas, un aumento del 29% desde 1990.

2.- ¿Cuáles son las principales causas del hambre?

>> La agricultura a pequeña escala, olvidada
Un total de 500 millones de pequeños agricultores de países en vías de desarrollo proporcionan alimentos a casi dos mil millones de personas, cerca de un tercio de la humanidad. Sin embargo, en las últimas tres décadas, los gobiernos de los países en desarrollo han dejado de intervenir en el sector agropecuario y el desarrollo rural, por las políticas de ajuste estructural y las ayudas de los países más ricos a sus sectores agrícolas con las que no podían competir.

También la ayuda oficial al desarrollo (AOD) total destinada a la agricultura cayó del 20,4 al 3,7%. En cambio, para poder alimentar al mundo en 2050 será necesario será necesario incrementar la producción en un 70% y sobre todo, será necesario producir mejor.

>> La lucha por los recursos y por el acceso a los mercados
Nuestros recursos cada vez son más escasos por la degradación ecológica, el secuestro de carbono, la producción de madera, los biocombustibles y los cultivos no alimentarios. La competición por estos recursos está beneficiando en gran medida a los grandes inversores privados y estatales. Además, genera violencia, conflictos sociales y ha provocado la muerte de campesinos y campesinas, las mujeres son las más perjudicadas.

>> La amenaza del cambio climático
El cambio climático afecta en primer lugar a los pobres, a pesar de que lo generan mayoritariamente los ricos. Si no se revierte la tendencia al alza de los gases de efecto invernadero, se espera que los precios de los alimentos básicos se disparen en los próximos años.

Los análisis sugieren que el número de personas en riesgo de pasar hambre podría aumentar entre un 10 y un 20% y la malnutrición infantil podría ser un 20% más elevada que en un mundo sin cambio climático. Y los gobiernos siguen mirando a otro lado.

>> Crisis alimentaria y vulnerabilidad
En 2008 la crisis empujó a la pobreza a cerca de 100 millones de personas y aumentó en un 8% el número de personas desnutridas en África. Las lecciones aprendidas muestran que es necesaria una respuesta humanitaria rápida y el fortalecimiento de las capacidades de actores locales y nacionales frente a futuros e inevitables choques externos.

>> ¿Y en España?
El hambre también se ha hecho visible, como consecuencia de la crisis económica y de unas políticas de austeridad que han llevado a más pobreza, más exclusión y más desigualdad.

3.- ¿Qué se puede hacer ante el problema del hambre?

>> Movilizar a la ciudadanía y convencer a los gobiernos
¡Con una ciudadanía activa, informada y consciente, se puede cambiar el mundo! La campaña CRECE de Oxfam se lanzó en 2011 para que los miles de millones de personas que consumimos y los mil millones de personas que los producen compartan soluciones para que todos tengamos suficiente para comer.

>> Responder a las crisis alimentarias y garantizar los medios de vida
El continente africano es el que más intensamente sufre el problema del hambre. La respuesta de Oxfam ante la crisis del Sahelllegó a más de un millón de personas en un año y la organización continúa apoyando a comunidades de Malí, Burkina Faso, Mauritania, Senegal, Gambia, Níger y Chad.

Como Oxfam, otras organizaciones también trabajan en la zona. ¡Encuentra la tuya en la Guía ONG de Canalsolidario.org y apóyale!

>> Consumir de forma responsable y participar en redes de comercio justo
Los consumidores y las consumidoras tenemos mucho poder a la hora de conseguir un futuro alimentario más justo. Un primer paso que propone el desafío CRECE es consumir con conciencia: ahorrar comida, comprar alimentos de temporada, cocinar con cabeza y comer menos carne. Además, con la campaña Tras la Marca, Oxfam analiza y compara los impactos sociales y ambientales de las diez grandes compañías de alimentos y bebidas del mundo… y es que, ninguna empresa es suficientemente grande como para no escuchar a sus clientes.

En la sección Consumo Responsable y Comercio Justo de Canalsolidario.org te damos más ideas para consumir sin cargarte el planeta.

>> Frenar el avance de la desigualdad y blindar los derechos sociales en España
Si no se cambia la actual asignación de los recursos y el reparto de los esfuerzos, la pobreza, la exclusión social y las dificultades de muchas personas para acceder a una alimentación equilibrada en nuestro país, podrían incrementarse. Se puede salir de la crisis protegiendo a los más vulnerables, con un compromiso político con las políticas sociales, cruciales para la recuperación y fortaleciendo la democracia para consolidar los cambios.

¡Actúa!

¡Mira cuántas propuesta te hace Oxfam para que luches contra el hambre! Escoge tu estrategia y ponte las pilas 😉

Lee más noticias en Canalsolidario.org sobre cooperación y pobreza e inspírate para cambiar el mundo.

Involúcrate con una entidad que trabaje en esta temática, encuentra la tuya en la Guía ONG de Canalsolidario.org.

Defiende la cooperación que vale la pena hacer, entra en la web de la CONGDE o de tu coordinadora regional y encuentra el modo de involucrarte con la causa.

Imagen: EU Humanitarian Aid and Civil Protection
Artículo publicado en Canalsolidario.org

 

“El modelo de desarrollo de Filipinas ha sido poco cuidadoso a la hora de enfrentar las amenazas”

thumb.large.FranciscoRey
Hablamos con Francisco Rey, codirector del Instituto de Estudios sobre Conflictos y Acción Humanitaria. Analizamos las causas que incrementan la vulnerabilidad del país ante fenómenos hidrometeorológicos, la primera respuesta humanitaria ante la emergencia y el rol de la cooperación al desarrollo.

>> ¿Puede detectar algunas causas que expliquen por qué cada año Filipinas se ve golpeada por desastres naturales?
Por su ubicación geográfica, Filipinas es más susceptible a este tipo de fenómenos. Crónicamente todos los años se dan tifones, huracanes y tornados de una cierta magnitud, esto es una amenaza. Pero lo que provoca este tipo de desastres no es sólo la amenaza – el evento natural -, que en este caso ha sido de gran magnitud, sino también el grado de vulnerabilidad que tiene Filipinas frente a este tipo de fenómenos.

>> ¿Tienen algo qué ver las políticas de ajuste estructural dictadas por el FMI con la vulnerabilidad de Filipinas ante los fenómenos meteorológicos?
Los modelos de desarrollo que se han adoptado en la región, – incluso el propio desarrollo urbanístico, la manera de poblar el territorio, etc. – han sido muy poco cuidadosos a la hora de enfrentar las amenazas y esto ha aumentado mucho la vulnerabilidad del país. En las imágenes que se publican hoy en los medios hemos visto zonas costeras muy afectadas, pero se había construido y había asentamientos humanos donde no se debería, lo mismo que pasó con el tsunami. En estos casos hablamos de desastre como fruto de la interacción de una amenaza de carácter más o menos natural que se ha agravado por el cambio climático y por la vulnerabilidad fruto de unas políticas de ajuste.

>> ¿Qué diría a aquellas personas o instituciones que consideran que no merece la pena ayudar porque hay gobiernos corruptos en estos países?
Gran parte de la asistencia humanitaria de emergencia no está canalizada por los gobiernos locales. La asistencia que estamos enviando estos días para Filipinas desde España y otros países está siendo canalizada por ONG, entidades locales, iglesias… es decir, otros actores. En cualquier caso, la asistencia humanitaria siempre es cuidadosa y cuando se canaliza por las instancias gubernamentales trata de establecer ciertos mecanismos de control para evitar que la corrupción, que en el pasado ha existido, se vuelva a producir. Pero, ¿qué pasa si no se incorpora a los gobiernos? Entonces nos encontramos casos como los de Haití, donde el país se convierte en una república de las ONG, no se ayuda a fortalecer la parte no corrupta y se pueden duplicar mecanismos de ayuda que a la larga pueden ser perjudiciales. Por tanto, hay que canalizar ayuda por instituciones que no sólo sean las gubernamentales, pero también hay que implicar a los gobiernos marcando unas condiciones.

>> ¿Cómo está afectando el cambio climático a la incidencia y magnitud de los desastres naturales en la zona?
Aunque siempre hay discusión en este tema, las propias Naciones Unidas han manifestado en un informe reciente sobre cambio climático que hay una relación directa. Es decir, el cambio climático está haciendo que la amenaza de tifones, huracanes u otro tipo de desastres hidrometeorológicos se haya agravado, tanto de los huracanes clásicos en el Caribe como del Sureste asiático.

>> ¿Hay verdadera voluntad política de la comunidad internacional para luchar contra estos fenómenos?
Es una voluntad política un poco episódica. Y es muy curioso porque, por ejemplo, el tsunami de 2004 ocurrió en diciembre, y en esa fecha se celebraba una conferencia en Japón sobre el riesgo de desastres que estaba teniendo poca atención mediático. Fue precisamente el fenómeno meteorológico el que hizo que se aprobara el Marco de Acción de Hyogo para la Reducción de los Desastres.

Yo creo que lo que algo parecido puede ocurrir en la Conferencia de la ONU sobre Cambio Climático que se está celebrando estos días, quizás el desastre de Filipinas hará que se firme algún tratado. Pero lo que suele suceder es que al cabo de un tiempo, si no hay otro desastre de gran magnitud, la comunidad internacional se olvida del tema. Por ejemplo, los datos del cumplimiento del Marco de Acción de Hyogo firmado por 168 países en 2004 no son suficientemente positivos, y aunque en un primer momento si sirvió para poner una red de alerta temprana contra tsunamis en el océano indico, después muchos países se han ido quitando del Marco de Acción de Hyogo y no han tomado medidas de lucha contra esos fenómenos.

>> ¿Qué rol tiene la cooperación internacional para la prevención y para mitigar los efectos de los desastres naturales?
La cooperación internacional al desarrollo es muy importante, pero hasta la fecha ha incorporado poco la reducción de riesgos y los aspectos preventivos (planes de contingencia, preparativos, etc.) y luego es muy reactiva cuando se producen los desastres. Un porcentaje muy bajo de la cooperación española se dedica a la prevención, en 2012 sólo entre el 5 y el 6% del total de fondos.

Filipinas en teoría es un país prioritario para la cooperación española, el único en Asia, y sin embargo la respuesta de nuestro país en términos de financiación está siendo muy baja. Si se quiere recurrir a la retórica de que España tiene una relación privilegiada con Filipinas (fue colonia española durante mucho tiempo) el Gobierno debería aprobar algún crédito extraordinario para esta emergencia, y más ahora que se están preparando los presupuestos para 2014. Otros países van muy por delante de España en temas de ayudas económicas. Por ejemplo, Reino Unido donará 10 millones de euros, mientras que la cifra que se maneja en España por el momento no llega ni a la décima parte de esto.

Además, en Filipinas hay una presencia de ONG españolas bastante importante, por laces históricos; hay algunas muy potentes pero también muchas de tamaño mediano y pequeño que ya están trabajando de la mano de entidades locales o confesiones religiosas y que tienen implantación en las zonas más afectadas.

>> ¿Y cómo valoras el despliegue humanitario de estos días?
Es un despliegue bastante normal, una crisis de esta magnitud pone en evidencia la falta de recursos de los países afectados y la capacidad de rápida respuesta de la comunidad internacional, pero no es nada nuevo. El gobierno filipino se ha visto desbordado por el desastre y la comunidad internacional está actuando pero con una cierta descoordinación. Muchos Estados quieren intervenir (por ejemplo, USA enviará militares) y la ONU a través de la OCHA está intentando hacer un papel de coordinación.

Por otra parte, cabe destacar que la cooperación española se ha tratado de ordenar bastante bien, tanto por parte de las ONG como de la AECID, aunque la pobreza de recursos está condicionando totalmente la operación. La AECID ha enviado dos aviones junto conAcción Contra el Hambre y Cruz Roja, pero un desastre de esta magnitud requiere más financiación de la que la AECID tiene prevista de aquí a finales de año.

Se debe fortalecer les entidades locales, tanto las gubernamentales como no gubernamentales (confesiones religiosas que trabajan con los afectados, Cruz Roja…) porque son los primeros que han reaccionado ante la catástrofe. También es comprensible que estos primeros días, si no hay recursos públicos, se recurra a las fuerzas armadas para las tareas de rescate, escombro… En principio en las zonas afectadas esto no plantea ningún problema, pero hay otras zonas de Filipinas que están militarizadas y que viven con conflicto armado y la presencia de militares allí si podría complicar la situación.

¡Actúa!

No te pierdas el especial informativo Emergencia en Filipinas de Canalsolidario.org con informaciones y recursos para pasar a la acción.

También puedes informarte sobre la situación en Filipinas a través del Instituto de Estudios sobre Conflictos y Acción Humanitaria (IECAH).

También puedes consultar estos Documentos relevantes sobre inundaciones y catástrofes naturales:

Documento publicado en 2008 por ALNAP, que identifica las principales lecciones aprendidas de las agencias humanitarias en respuesta a las inundaciones.

Libro Inundaciones. Aprendiendo de anteriores operaciones de emergencia y recuperación,2008 Provention Consortium, ALNAPAECID,IECAH.

En la imagen Francisco Rey (foto cedida)
Entrevista publicada en Canalsolidario.org